Las fotografías indispensables que no pueden faltar en tu reportaje de boda

Si has dado con el documentalista ideal, puedes estar seguro que, de acuerdo a su experiencia, sabe muy bien cuáles son las fotografías indispensables que no debe pasar por alto al preparar tu reportaje de boda.

Ya hemos dicho en varias oportunidades lo importante que es encontrar al fotógrafo de bodas que mejor se ajuste a lo que necesitas.

No solo se trata de la tendencia que escojas, o de cuán cercano sea este profesional contigo. Tampoco tiene nada que ver con cuán completo es el paquete que ofrece por sus servicios.

Se trata, más específicamente, del buen ojo que posee para captar con una espontaneidad mágica esos momentos memorables de tu boda que querrás revisitar una y otra vez, sin importar cuánto tiempo haya transcurrido desde el “Sí, quiero”.

Te proporcionaremos nuestra opinión personal acerca de esas fotografías que deben estar, sí o sí, en tu reportaje de bodas para que lo consideres una documentación completa e inolvidable.

  • Ese instante íntimo

No importa el estilo que escojas para inmortalizar tu boda, ese momento previo en el que los novios se preparan para dar el gran salto, debe estar en tu álbum porque sí. 

Ese dejo de nervios que acompaña a la novia mientras se ajusta el vestido o el último vistazo que echan los novios al nudo de su corbata o a sus yuntas, es un instante que parece efímero, pero es muy poderoso. 

Algunos profesionales dan tanta importancia a la preparación de los novios, que incluso sugieren que esta sesión se lleve a cabo en el lugar del evento. Algunas fincas cuentan con espacios hermosos, especialmente acondicionados para estos fines y los resultados son formidables.

  • Justo antes del “Sí, quiero”

No importa si la boda es civil o eclesiástica, ese momento antes de unir sus vidas con un lazo solemne, siempre tendrá un lugar especial en sus corazones. Los fotógrafos que documentan bodas no se pasan por alto este momento bajo ninguna circunstancia.

En esos minutos ocurre algo mágico. No solo se trata de documentar el antes y el después de esa pareja, que pasa de ser novios a convertirse en esposos, también se trata de sacar provecho de todos los nervios, la ternura y la complicidad que se comparte ante el juez civil o ante el sacerdote.

Es una fotografía que, estamos seguros, te transmitirá una profunda emoción.

  • El instante de los anillos

Tu boda está llena de momentos en los que no existe una “segunda oportunidad”. Por eso, porque no caminarás dos veces hasta el altar y el primer beso como esposos es único, tu fotógrafo tiene que saber muy bien qué es lo que se está jugando cuando documenta.

Los momentos de mayor tensión durante la ceremonia son cruciales. Uno de ellos es, desde luego, la puesta de los anillos. Tu documentalista hará todo lo que esté a su alcance para que estos detalles del evento queden registrados de la forma más impecable posible.

  • El primer beso

Besos hay muchos, pero ninguno como el primer beso de casados. Puede que os lo déis con timidez, con dulzura, muertos de nervios, pero todos esos componentes son precisamente lo que lo hacen tan especial.

Tu fotógrafo no puede perder tiempo y debe escoger el mejor ángulo posible para que ese instante perdure para siempre. 

  • Algunas fotos en exteriores

Luego de la ceremonia y superado los nervios de ese gran momento, la pareja se retira algunos minutos para sus primeras fotos como casados. En la actualidad, hay muchísimas opciones para documentar con originalidad y profesionalismo este instante.

Si has decidido celebrar tu boda en una finca, es probable que entre los servicios no solo cuentes con escenarios mágicos, también podrías requerir de un photocall original, en el que obtendrás junto a vuestro fotógrafo muchas imágenes de provecho.

De no ser este el caso, confía en el criterio del profesional que documenta el evento. Si has dado con el fotógrafo indicado, él sabrá sugerir los escenarios más idóneos para que las instantáneas encajen muy bien con el estilo de tu boda.

  • ¡Allá va el ramo!

Aunque el lanzamiento del ramo ha tratado de sustituirse con otras opciones, definitivamente este es un clásico que nunca muere. Precisamente por ello, no querrás que este momento falte en tu reportaje de bodas.

De toda esta secuencia tu fotógrafo puede obtener algunas de las imágenes más divertidas del festejo. 

  • La foto con las personas imprescindibles

Desde luego querrás una foto con tus padres, con tus familiares más cercanos y… ¡con la familia que eliges! No olvides tener hermosas imágenes en compañía de los amigos. Con un toque de frescura y originalidad, de seguro conseguirás momentos que querrás contemplar una y otra vez, no importa cuántos años pasen.

  • El primer baile de la noche

Tu boda está llena de primicias y el primer baile es una de ellas. Este instante, que parece sacado de un cuento de hadas, no puede ser subestimado. Tu fotógrafo hará su mayor esfuerzo para extraer de esta secuencia todos esos instantes de complicidad y ternura que te recordarán, luego, la magnitud de vuestro amor.


Otras opciones fuera del evento

Como sabes, actualmente hay al menos dos alternativas más para documentar todo lo concerniente a tu boda: la sesión de fotos previa y las imágenes que pueden captarse en el destino que escojas para tu viaje de novios.

La sesión preboda ha ganado mucha simpatía entre las parejas, precisamente porque lo ven como un momento perfecto para documentar los detalles más hermosos del noviazgo. También hemos mencionado, en otras ocasiones, que son de gran ayuda para cobrar confianza ante la cámara y familiarizarse con el método de trabajo de tu fotógrafo.

La sesión de fotos que se realiza en la luna de miel es una alternativa que a muchas parejas les funciona. Algunos matrimonios se llevan consigo los trajes de novios, para sacar el mayor provecho a los escenarios en los cuales vivirán los primeros días de su vida como casados.

Los resultados son muy similares a la sesión de fotos postboda. Sin embargo, esta alternativa tiene sus inconvenientes: algunos novios sienten que atenta un poco contra su privacidad y contra esos merecidos días de descanso luego de todo el jaleo del matrimonio. Otros lo consideran un gasto excesivo.

Ahora ya sabes, con lujo de detalles, cuáles son las imágenes que no debes pasar por alto al escoger las fotos que atesorarás en tu álbum de boda o en tu fotoreportaje. ¡La magia corre por cuenta de vuestro amor!

Share your thoughts

Abrir chat
1
Hola,

Soy Sergio, te puedo ayudar?
Powered by